TARTA HELADA DE TIRAMISÚ CON GANACHE DE CHOCOLATE CALIENTE

#Postres y dulces 04 febrero 2021


¿A qué sabe el amor? Yo estoy segura que sabe a TARTA HELADA DE TIRAMISÚ CON GANACHE DE CHOCOLATE CALIENTE con Thermomix® ¿Sabes que el chocolate y el café, estimulan nuestro cerebro y este a su vez genera endorfinas, la hormona del placer, que provoca una sensación parecida al enamoramiento en nuestro organismo? Lo he adaptado a Thermomix® con lo que resulta mucho más fácil para ti.



Yo he querido colaborar con estas maravillosas hormonas preparando este clásico de la gastronomía italiana. Un postre elegante, fácil y exquisito, con el que sorprender a nuestra pareja el día de San Valentín.


No rompas la tradición y ponte manos a la obra. Verás como la mezcla de frio- caliente será un perfecto final a tu comida o cena ¡¡Feliz día del amor!!


Tiempo de preparación: 3 h 30 min


Raciones: 8


Ingredientes:



Para la tarta



300g de queso mascarpone


3 huevos


200 gr nata para montar


75 gr de de azúcar


20 bizcochos de soletilla de los blandos aprox


300 gr de café fuerte


50 gr de licor de café


50 g de chocolate negro o cacao puro en polvo sin azúcar


media cucharadita de sal


Para la ganaché



150 g chocolate blanco (para cobertura)


25 g mantequilla/margarina


150 ml nata para montar 35% m.g.


Colorante rojo



Preparación:


Haz un café fuerte por un lado y reserva.


Pulveriza el chocolate, si lo has elegido en tableta, con el turbo durante 6 – 8 segundos. Saca y reserva.


Después de limpiar y secar muy bien el vaso, separa las yemas de las claras. Pon la mariposa y agrega las claras y la sal. Monta durante 2 minutos a velocidad 3 y medio. Reservalas en un recipiente grande.


Sin necesidad de lavar el vaso, quita la mariposa e introduce en el vaso las yemas, el azúcar y bate durante 40 segundos a velocidad 4.


Añade el queso mascarpone y bate de nuevo durante 20 segundos a velocidad 3. Debe quedar todo muy bien integrado. Reserva.


Vuelve a poner la mariposa y monta la nata durante 3 minutos aproximadamente. Reserva.


Mezcla a mano suavemente con la ayuda de una espátula, las claras montadas con la mezcla de la yema y el mascarpone. Hazlo con movimientos envolventes. A continuación, añade la nata montada y mezcla de nuevo. Hazlo con mimo, ya que tienes que obtener una mezcla que resulte cremosa y si fueras muy dinámica se te bajarán, quedando más liquidas. No conseguirías el resultado que quieres.


En un cuenco pon el café, añade el ron y el azúcar. Mezcla.



Monta la tarta:



Pon en tu molde una capa de bizcochos bien empapados con café. Después cubre con una buena capa de la crema y espolvorea con el cacao en polvo. Repite de nuevo con una capa de bizcocho mojado con café, una capa de crema y espolvorea con cacao en polvo de nuevo.



Yo he preparado la tarta con dos capas, pero tú, si quieres, puedes hacer tantas capas como quieras, o como te permita tu molde, teniendo en cuenta que debes empezar siempre con la capa de bizcochos y terminar con una de crema.



Cubre con film y guarda en el congelador al menos dos horas. Si lo haces con antelación, puedes tenerla congelada, pero hazlo al contrario. Sácala al menos dos horas horas antes y deja que descongele, durante esas dos horas, en el frigorífico.




En el momento de servir prepara la cobertura



Cobertura de chocolate:



Vierte la nata en el vaso y programa 6 minutos, 90º, velocidad 2.


Añade el chocolate troceado y la mantequilla y mezcla programando 30 segundos, velocidad 3, o hasta que el chocolate esté fundido. Añade el colorante y mezcla durante 30 segundos a velocidad 3. Cuando esté completamente integrado, cubre la tarta helada con la cobertura de chocolate caliente. El acabado será perfecto.




Sirve y no te olvides de compartirla. No te la quieras comer tú sola…jajajaja (aunque dan ganas)




************




Si quieres conocer más recetas como esta Contacta conmigo en el formulario. Estaré encantada de ayudarte.




Paz